Sesión 1. ¿Qué tienen en común una naranja, una pelota y la Tierra?

1 a 2 horas

IDENTIFICAR

DESMONTAR

El objetivo de esta actividad es dar a conocer el marco de los ODS y la Agenda 2030, poniendo de manifiesto las consecuencias del sistema, invitando a la reflexión y al compromiso con su logro.

Para conseguirlo, incentivaremos en el alumnado el análisis del sistema y la crisis generada, una crisis global con consecuencias sociales y medioambientales.

DINÁMICA INICIAL

Introducimos la actividad con una dinámica inicial de presentación en la que invitamos a hacer una ronda de presentación que nos permita responder a las preguntas:

  • ¿Quién soy?
  • ¿Qué cosas me importan?

Estas dinámicas son importantes para generar conocimiento y confianza, bases de la comunicación, el trabajo cooperativo y el consenso. También son importantes para incentivar el proceso de aprendizaje del cerebro, que requiere sorpresas y novedades, a través de estímulos que despierten interés y curiosidad y den significado y sentido a lo que aprenden, ayudando a los y las jóvenes a descubrirlo y conectarlo con sus vidas. Captar las inquietudes del alumnado y sus opiniones, adaptar los debates y poner el foco y el protagonismo en ellos y ellas, y en su experiencia vital comienza por dinámicas que incentiven el hacer grupo.

Usamos la pelota de la palabra, para pasarnos el turno. Una alternativa es hacer circular nuestra energía con un gesto para pasar el turno a la persona elegida, invitando que el gesto responda a nuestro estado físico o de ánimo (si estoy cansada, envío despacio, si estoy emocionada envío con fuerza…).

Inicia una persona que se presenta con su nombre y una cualidad de su personalidad; le pasa turno o a la siguiente y así hasta que nos presentamos todos y todas.

Hay muchas variantes de la dinámica, como acompañar la presentación con un gesto o con un movimiento rítmico, enviar el turno a alguien que pensamos que comparte la cualidad, ponernos en círculo y ocupando el espacio central de la ronda para presentarnos…).

Os invitamos a ponerlas en práctica, utilizando la que os llame más la atención o alguna que ya conocéis y os funciona; lo más importante es destinar tiempo a conocernos entre las personas que forman el grupo.

Cerramos con una síntesis, recogiendo la diversidad de cualidades que nos definen y la riqueza que supone.

TRABAJO EN GRUPOS Y COLABORATIVO

Pasamos a introducir el vídeo, con una pregunta generadora: Què tenen en comú una pilota de futbol, una taronja i el planeta Terra?

Després de recollir la resposta més obvia (són rodones), preguntem: En la vostra opinió, hi ha alguna connexió entre les persones i el model de producció i consum? Quines conseqüències tenen per a les persones? I per a l’entorn-país, lloc, ecosistema…? Incentivem la participació amb la pilota de paraula (opina qui la rep).

Recollim una síntesi d’aquestes respostes inicials en un lloc visible.

Al finalizar, presentamos el vídeo, en el que encontraremos algunas respuestas, y lo visualizamos.

Pasamos a organizarnos por pequeños grupos (4-6 personas). Dedicamos unos minutos (5-10) para reflexionar sobre las preguntas generadoras:

  • ¿Qué os ha llamado la atención? ¿Qué os ha sorprendido?
  • ¿Os habéis planteado la interconexión entre lo que consumimos las personas y el planeta?
  • ¿Cómo son las relaciones entre las personas y la naturaleza?
  • ¿Qué papel jugamos cada uno de nosotros en este sistema? Señalar que, como consumidores, podemos incidir sobre el consumo, y por tanto, sobre la producción y la explotación de los recursos.
  • ¿Hay alguna acción de cuidado que esté a tu alcance y puedas realizar? Escríbela en una tarjeta. ¿En qué ámbito la pondrías: cuidado personal, cuidado comunitario o cuidado del planeta? Como indicación, dejaremos claro que hay que proponer acciones alcanzables, a fin de revertir o incidir positivamente sobre lo que nos muestra el vídeo. No hay que tener respuestas para todo.

Exponemos los resultados más significativos a través de una representante de su grupo hasta que todas han expuesto. Recogemos una síntesis y hacemos un pequeño análisis de lo que nos parezca más significativo: respuestas más frecuentes, similares, discrepantes…

Posteriormente, entregamos a cada grupo una de las imágenes (naranja, pelota, planeta) y las tarjetas con las consecuencias. Damos unos minutos (5-10) para invitar a los grupos a escoger las 3 consecuencias más relevantes, en su opinión.

Volvemos al gran grupo y exponemos gráficamente, por grupos. Cada grupo expone uniendo la imagen (naranja, pelota, planeta) con las consecuencias que ha encontrado más relevantes, de forma que se visualice como la producción y el consumo tienen efectos sobre las personas y el planeta.

Pedimos a los y las jóvenes si ahora, después del trabajo en grupo, se animan a añadir alguna acción de cuidado más para revertir las situaciones que hemos evidenciado. Invitamos a escribirlo en una nueva tarjeta y pegarlas todas en un mural colectivo, en un espacio visible, donde queden recogidas como acciones inspiradoras. Las podemos compartir en voz alta o dejarlas expuestas como recordatorio.

CIERRE

Cerramos la sesión explicando que estas preocupaciones son las que mueven a muchas personas e instituciones a proponerse los ODS y la Agenda 2030, a la que podemos contribuir con nuestras acciones individuales y también sumándonos a acciones colectivas, que son actos de cuidados donde ponemos la vida de las personas y del planeta en el centro. Una vida digna y que merece ser vivida.

Y SI PODÉIS CONTINUAR...

Si disponemos de una segunda hora, introducimos la sesión con la misma dinámica de presentación, a través de la pelota de palabra o de pasarnos la energía, ahora con el objetivo de recapitular brevemente lo más significativo de la sesión anterior. Entonces, entregamos la pelota de palabra y respondemos a: Yo soy (nombre) y para mí, lo más significativo de la sesión pasada fue (una idea, una sensación, algo que me gustó especialmente o que me sorprendió…).

Después, ponemos atención sobre el mural colaborativo que elaboramos y explicamos que hay muchas acciones y alternativas que se pueden poner en la práctica, como las que veremos el vídeo La lección más grande del mundo, parte 3. Muchas, ya las hemos identificado y expuesto, y quizás sacaremos algunas propuestas más después de la visualización.

Después de visualizar el vídeo, damos 5 minutos para la reflexión y para recoger individualmente y por escrito en una nueva tarjeta, un cambio que pueden hacer, esta vez con la intención de que sea un cambio para mejorar la vida de otras personas y la del planeta. Quizás hemos sacado alguna idea motivadora del vídeo o tal vez nos ha inspirado alguna nueva.

En el momento de engancharla en el mural, pedimos que las presenten en clave de compromiso:

Yo, (nombre), me comprometo con (acción para mejorar la vida de otros o del planeta)...

Esta acción personal quiere poner de manifiesto que podemos generar acciones y actitudes, generando conciencia de la interdependencia y la ecodependencia, así como de la preocupación por el modelo (in) sostenible y la necesidad de tener cuidado, cuidándonos, cuidando a otros y otras y cuidando el planeta. Aquí, podemos explicar y reflexionar sobre los conceptos de Interdependencia y de ecodependencia (incluidos en el glosario).

Para cerrar, reestructuramos el mural colectivo de las acciones, agrupando las acciones que tengan puntos en común, para invitar a vincular las acciones propuestas con los ODS los que contribuye, con cordeles de colores. Si lo hacemos con tarjetas adhesivas, las podemos cambiar de lugar, rodeándolos.

Exponemos nuestro mural en un lugar visible, como el pasillo, el comedor, el gimnasio… para dar a conocer al resto de alumnos del centro nuestro compromiso con los ODS y la Agenda 2030 e incentivar la reflexión sobre estas acciones individuales de cuidados que inciden sobre el resto de personas y del planeta.

  • Podéis descargar y consultar la publicación Jóvenes desmontando el patriarcado para más información sobre dinámicas propuestas para generar confianza y hacer grupo, y las bases metodológicas que sustentan esta guía práctica.
  • Para los perezosos, Naciones Unidas propone acciones que se recogen aquí.