Sesión 2. Cuidar es otra historia

1 a 2 horas

IDENTIFICAR

DESMONTAR

El objetivo de esta actividad es fortalecer la conciencia personal y ciudadana sobre los cuidados como eje central de nuestras vidas y sociedades, cuestionando el modelo socioeconómico imperante, generador de injusticias, desigualdades y múltiples discriminaciones.

Lo haremos a través de dinámicas basadas en una selección de imágenes y cuentos, asociados a las mismas y extraídas del Juego de Cartas “Cuidar se otra historia”.

  • Documento “Una imagen, una historia.”, que podéis descargar aquí e imprimirlo (hay que disponer al menos de una copia)
  • Pizarra
  • Rotuladores, tarjetas
  • Proyector (opcional)
  • Espacio diáfano

DINÁMICA INICIAL

Presentamos la sesión explicando que dedicaremos la sesión a reconocer y valorar los cuidados, una de las metas del ODS 5 (alcanzar la Igualdad de género y el reconocimiento de las tareas de cuidados). Hacemos un círculo con las sillas y seguidamente, pedimos al grupo que responda a la pregunta:

¿Qué dirías que es un cuidado?

Respondemos con la frase: Para mí (nombre), un cuidado es… Invitamos a sumar respuestas, sin repetir.  Las Recogemos en un lugar visible (pizarra, folio, tarjetas…) para visibilizar así la cantidad de acciones de cuidado y su diversidad (cuidados personales, de las personas cercanas, de las desconocidas, del planeta y demás seres vivos, de las ideas…).

Pasamos a un juego para dinamizar la energía del grupo. Sacaremos una silla, de manera que haya sillas para todas las personas menos la que ocupará el centro. El juego consiste en cambiar de lugar; como norma, no se puede cambiar de lugar con las personas de los asientos contiguos. Iniciamos invitando a quien ocupa el centro a terminar la frase: Para mí, (nombre), un cuidado es… quien está de acuerdo, cambia de lugar y quien ocupa el centro, procura ocupar un asiento. Quien queda sin asiento, ocupa el centro y ofrece un nuevo ejemplo de cuidado.

Si no nos podemos mover libremente, podemos pasar la pelota de palabra para establecer el turno de palabra. Quien la  coge, responde. Podemos proponer encadenar las palabras anteriores (un cuidado es… y…). Si alguien se equivoca, vuelve a iniciar la cadena de palabras cuidadosas.

TRABAJO EN GRUPOS Y COLABORATIVO

Pasamos a la dinámica siguiente: de las imágenes a las esculturas. Previamente, habremos impreso las imágenes y las historias asociadas. Están diseñadas para imprimir en un folio. Doblando la hoja, nos quedará por una cara la imagen y por la otra la historia, oculta detrás. Dispondremos las imágenes de las cartas en lugares visibles por el espacio, dispersas a fin de invitar a hacer un recorrido.

Para conformar los grupos, invitamos a los alumnos a hacer el recorrido para su observación, acompañando con una música suave y relajante. Cuando acabe la música, es necesario que haya transcurrido tiempo de observar todas las ilustraciones y de elegir la que más nos haya llamado la atención. Delante de cada imagen, se congregarán un grupo de entre 4 y 5 personas. Si nos gusta una imagen, pero ya se ha congregado este número de personas, elegiremos otra.

En cada uno de los grupos, las personas que lo integran tendrán 5 minutos para compartir por qué han elegido esta imagen, que ven, qué emociones y sensaciones les genera y si ven algún vínculo con los cuidados.

Después, invitamos a cada grupo a ponerse de acuerdo para representar en una escena fija (escultura) lo que les pareció más representativo y que lo muestre al resto. El resto de alumnos, observan y hacen comentarios de que les evoca la escultura.

Explicamos que cada carta tiene una historia y que ahora nos disponemos a conocer una de ellas. Seleccionamos una primera imagen entre todas.

Pedimos la colaboración de una persona para narrar el cuento asignado a la ilustración en voz alta para el resto. Recomendamos disponernos en círculo, para una lectura y una escucha relajada, haciendo unas respiraciones profundas antes de iniciar la narración, con los ojos cerrados y una posición cómoda y relajada. Pedimos a la persona narradora que ocupe el centro para la lectura. Al finalizarla, nos mantendremos un momento con los ojos cerrados y las manos sobre el cuerpo, interiorizando las sensaciones y las emociones vividas. Volvemos a un estado de mayor conciencia poco a poco, con unas respiraciones profundas y abriendo poco a poco los ojos.

Tras la lectura, volvemos a organizarnos en los mismos grupos, para leer el resto del documento, donde encontramos los conceptos claves, las reflexiones y las cuestiones. También lo podemos proyectar, de manera que sea visible para todo el mundo y tener así en cuenta las cuestiones a responder.

Una vez organizados los grupos, damos 10 minutos para compartir emociones, dar respuesta las cuestiones asociadas y sacar algunas conclusiones.

CIERRE

Nos disponemos en círculo nuevamente y en plenaria, invitamos a exponer las conclusiones. Después, generamos un pequeño diálogo respecto de los conceptos claves asociados a cada imagen, como conflicto capital/vida, corresponsabilidad, responsabilidad institucional, condiciones globales de desigualdad en los cuidados, derechos de las personas cuidadoras… Podemos vincular estas reflexiones con los ODS correspondientes.

Para finalizar, haremos un círculo de palabra, donde cada persona expone una frase con lo que le ha resultado más significativo de la sesión.

Otra opción es cerrar encadenando gestos simbólicos de cuidados. Desde la misma disposición, en círculo, y de pie, hacemos un par de respiraciones profundas y damos las indicaciones para simbolizar los tres ámbitos de cuidados (personal, comunitario y planetario):

  • Yo me cuido (manos cruzadas sobre el pecho que mantenemos unos segundos)
  • Yo te cuido (cruzamos miradas con las personas que tenemos a ambos lados, mientras nos apretamos suavemente las manos)
  • Yo la cuido (mano derecha hacia el cielo, mano izquierda hacia el suelo)

Y si podéis continuar...

Si disponéis de una segunda hora, continuamos con la narración del resto de cuentos, siguiendo las mismas indicaciones que para la primera lectura. También podéis proponerlo como trabajo en pequeños grupos y que cada grupo exponga sus conclusiones al resto.

De este modo, podéis profundizar en los conceptos clave asociados, generar un diálogo enriquecedor y más consciente sobre la concepción de los cuidados, su vínculo con los ODS y llevarlo a plenaria. El cierre, nuevamente, incluye el círculo de palabras con una frase significativa y los gestos simbólicos que ayudan a cerrar con un espíritu de calma.

  • Podéis acceder al juego de cartas  “Cuidar es otra historia” completo, lo podéis descargar aquí. Encontraréis también la guía didáctica que acompaña el juego y otras actividades, con propuestas adaptadas a diferentes edades.
  • Tenéis la explicación del proyecto con opiniones del profesorado participante y de otras personas implicadas aquí.
  • Otro recurso editado por InteRed especialmente diseñado para visibilizar la importancia de las tareas de cuidados en la sostenibilidad de la vida y la necesaria corresponsabilidad de los diferentes agentes sociales es este Juego de la Jenga, donde encontraréis una breve explicación, una guía y las tarjetas descargables.